8 mar. 2011

Siempre voy pidiendo a
tus ojos que hablen, para
oír
que no me mienten.



No hay comentarios:

Publicar un comentario